Comprando por Internet paso a paso

¿Estás preparado para comprar por internet? Consejos exprés para tu compra perfecta

Las compras online tienen evidentes ventajas para los consumidores como hemos visto pero como usuarios, debemos afrontarlas con atención y cierta prudencia. Para que todo salga perfecto y disfrutemos en nuestro domicilio de nuestra compra, debemos tomar unas precauciones previas.

Asegúrate de que tu dispositivo está preparado para comprar

Si lo haces desde un ordenador

Creadas directamente por los fabricantes de los productos o prestadores de los servicios.

El equipo y la conexión han de estar preparados para navegar por internet sin cortes. Un corte en el momento de la compra o del pago puede generar dudas sobre si las transacciones se han finalizado. Prueba a reproducir vídeos sin problema de forma estable desde internet y si lo consigues sin cortes tu equipo y conexión estarán preparados para realizar compras.

Si compras desde casa recuerda busca el lugar con mejor alcance de la WIFI y para evitar problemas, conecta un cable Ethernet al ordenador portátil para que la conexión vaya directa del router a tu portátil.

De igual forma, tener un antivirus actualizado te evitará problemas con el robo de datos personales y de tu tarjeta de crédito. Deberás tener también las actualizaciones de Windows o tu sistema operativo descargadas.

No es recomendable realizar compras desde ordenadores de uso compartido o redes wifi públicas como aeropuertos, bares, etc. ya que tus datos financieros y personales pueden ser observados y quedar expuestos.

Compra con el móvil

Por supuesto que el e-commerce, referido a compras por internet, también pueden realizarse a través otros dispositivos digitales, como móviles o tablets. Te recomendamos que tu dispositivo tenga una buena visibilidad de los textos para que puedas recibir bien las informaciones, así como una buena conexión y medidas de seguridad.

Elegir bien el producto. ¡Siempre, siempre, siempre se puede comparar!

El hecho de que las compras sean más cómodas y rápidas a través de internet no debe apagar nuestro espíritu de consumidor responsable y crítico con los productos que nos ofrecen:

  1. Si realizas la compra porque no puedes desplazarte físicamente a un comercio o centro comercial, puedes buscar el producto por su descripción y modelo en un buscador de internet y comprobar opiniones.
  2. Si por el contrario realizas la compra por el precio, tal vez tengas la oportunidad de ir antes a la tienda física del vendedor o a revisar el producto en otra tienda cercana a ti antes de comprarlo. Esto se llama showrooming.

Como consumidor crítico y responsable te pedimos que busques, compares y te informes sobre tus derechos. En esta guía y en las sedes de ADICAE intentamos ayudarte.

Obtener información del sitio en el que voy a contratar

Aunque ya te hayas decidido, sea por el motivo que sea, es importante que busques por internet reseñas, comentarios y opiniones acerca del vendedor. Estas reseñas te ayudan a ver qué experiencia han tenido otros usuarios como tú: Problemas técnicos, problemas con el pago, con la entrega…evitarás disgustos que ya han podido sufrir otros usuarios. No obstante, debes estar alerta ya que algunos comentarios pueden haberlos redactado los propios vendedores.

El medio de pago elegido 

Existen muchos medios de pago que puedes utilizar. Aunque los desarrollaremos en otro bloque del manual simplemente te recomendamos que te asegures de que:

  1. El que has elegido es aceptado por la página web en la que pretendes comprar.
  2. Tiene saldo suficiente para realizar la transacción que deseas y no está sujeto a límites de disponibilidad ni diarios ni de cantidad en la operación.
  3. Está habilitado para pagar por internet.
  4. Sobrecostes por el método de pago.

El medio de pago elegido

Además del coste y plazo de entrega del envío, es importante que tengas claro dónde vas a estar en el momento de la entrega. Hay personas que tienen dificultad para determinar dónde y en qué horario estarán en el día aproximado (rara vez es exacto en el momento de la compra). Para ello existen puntos de recogida muy variados. No olvides que un intento fallido de un producto puede provocar a veces auténticas odiseas e interminables conversaciones hasta que finalmente te lo entreguen, por lo que te recomendamos que indiques una dirección en la que te puedas encontrar en ese momento aunque no sea tu domicilio, como por ejemplo tu centro de trabajo.

 

¿Estás preparado para comprar por internet? Consejos exprés para tu compra perfecta

 

Las compras online tienen evidentes ventajas para los consumidores como hemos visto pero como usuarios, debemos afrontarlas con atención y cierta prudencia. Para que todo salga perfecto y disfrutemos en nuestro domicilio de nuestra compra, debemos tomar unas precauciones previas.

Asegúrate de que tu dispositivo está preparado para comprar

Si lo haces desde un ordenador

Creadas directamente por los fabricantes de los productos o prestadores de los servicios.

El equipo y la conexión han de estar preparados para navegar por internet sin cortes. Un corte en el momento de la compra o del pago puede generar dudas sobre si las transacciones se han finalizado. Prueba a reproducir vídeos sin problema de forma estable desde internet y si lo consigues sin cortes tu equipo y conexión estarán preparados para realizar compras.

Si compras desde casa recuerda busca el lugar con mejor alcance de la WIFI y para evitar problemas, conecta un cable Ethernet al ordenador portátil para que la conexión vaya directa del router a tu portátil.

De igual forma, tener un antivirus actualizado te evitará problemas con el robo de datos personales y de tu tarjeta de crédito. Deberás tener también las actualizaciones de Windows o tu sistema operativo descargadas.

No es recomendable realizar compras desde ordenadores de uso compartido o redes wifi públicas como aeropuertos, bares, etc. ya que tus datos financieros y personales pueden ser observados y quedar expuestos.

Compra con el móvil

Por supuesto que el e-commerce, referido a compras por internet, también pueden realizarse a través otros dispositivos digitales, como móviles o tablets. Te recomendamos que tu dispositivo tenga una buena visibilidad de los textos para que puedas recibir bien las informaciones, así como una buena conexión y medidas de seguridad.

Elegir bien el producto. ¡Siempre, siempre, siempre se puede comparar!

El hecho de que las compras sean más cómodas y rápidas a través de internet no debe apagar nuestro espíritu de consumidor responsable y crítico con los productos que nos ofrecen:

  1. Si realizas la compra porque no puedes desplazarte físicamente a un comercio o centro comercial, puedes buscar el producto por su descripción y modelo en un buscador de internet y comprobar opiniones.
  2. Si por el contrario realizas la compra por el precio, tal vez tengas la oportunidad de ir antes a la tienda física del vendedor o a revisar el producto en otra tienda cercana a ti antes de comprarlo. Esto se llama showrooming.

Como consumidor crítico y responsable te pedimos que busques, compares y te informes sobre tus derechos. En esta guía y en las sedes de ADICAE intentamos ayudarte.

Obtener información del sitio en el que voy a contratar

Aunque ya te hayas decidido, sea por el motivo que sea, es importante que busques por internet reseñas, comentarios y opiniones acerca del vendedor. Estas reseñas te ayudan a ver qué experiencia han tenido otros usuarios como tú: Problemas técnicos, problemas con el pago, con la entrega…evitarás disgustos que ya han podido sufrir otros usuarios. No obstante, debes estar alerta ya que algunos comentarios pueden haberlos redactado los propios vendedores.

El medio de pago elegido 

Existen muchos medios de pago que puedes utilizar. Aunque los desarrollaremos en otro bloque del manual simplemente te recomendamos que te asegures de que:

 

  1. El que has elegido es aceptado por la página web en la que pretendes comprar.
  2. Tiene saldo suficiente para realizar la transacción que deseas y no está sujeto a límites de disponibilidad ni diarios ni de cantidad en la operación.
  3. Está habilitado para pagar por internet.
  4. Sobrecostes por el método de pago.

El medio de pago elegido

Además del coste y plazo de entrega del envío, es importante que tengas claro dónde vas a estar en el momento de la entrega. Hay personas que tienen dificultad para determinar dónde y en qué horario estarán en el día aproximado (rara vez es exacto en el momento de la compra). Para ello existen puntos de recogida muy variados. No olvides que un intento fallido de un producto puede provocar a veces auténticas odiseas e interminables conversaciones hasta que finalmente te lo entreguen, por lo que te recomendamos que indiques una dirección en la que te puedas encontrar en ese momento aunque no sea tu domicilio, como por ejemplo tu centro de trabajo.

X